Ir al contenido principal

La pista escondida del disco

Fragmentos fluctúan en el silencio del tiempo infinito.

Rápido corre el reloj del cosmos, los minutos se convierten en eras, los cielos vuelven al punto de partida. Se despeja la oscuridad dominante, vuelve a reinar la luz. La interminable espera es interrumpida. Una nueva chispa enciende el motor, una virginal voz rompe el silencio. Es el grito de un corazón palpitante, el punzante sonido del renacimiento.

El primer vagido del mundo.

Aún giran las manecillas, Lo basto se refina, lo encorvado se alza, el árbol del conocimiento restituye el saber, atávicas memorias sugieren el camino y guían lo desconocido. El rebaño seguirá a su pastor, despreocupado del recorrido. Aceptará la comida de buen grado, no se interrogará sobre los ingredientes. 
El nuevo comienzo trae consigo crípticos e indescifrables signos, milenarias preguntas, como siempre ha sido. Pero con fuerza, los dientes del piñón empujan los de la corona; y el engranaje está de nuevo en movimiento.

Y todo vuelve a su sitio.

Un paso tras otro, conquista a conquista, mientras el día sigue siempre a la noche por encma de la cabeza, y debajo está sepultada la Historia, custodia de huellas y signos perdidos, de tiempos que no volverán.

Y mientras las manecillas, saltan, alguien tiene los ojos cerrados. Aún no es su instante, pero pronto llegará su momento. el puente se ilumainará otra vez con luces deslumbrantes. El pentagrama se llenará de notas soñadoras.

En el otro lado aún hay una calle. Un escenario dispuesto para que vuelva a sonar la orquesta. En el otro lado resplandece y calienta el sol.
En el otro lado.
Ha comenzado la pista escondida del disco.
El interminable silencio ha acabado.

Comentarios

Entradas populares de este blog

30 preguntas que nadie pregunta

1. ¿Duermes con las puertas (armarios, cajones...) abiertas o cerradas?
Todo cerrado por el simple hecho de que no me gusta tenerlas abiertas si no las estoy usando. En cuanto a la puerta de mi dormitorio, antes no me gustaba tenerla cerrada, pero ahora solo duermo con la puerta abierta cuando es verano

2. ¿Coges los champús y demás cosas de los hoteles?
Son botes enanos que se gastan si te duchas a menudo en el hotel, así que, ¿para qué llevármelos si en mi casa los tengo más grande y mejores?

3. ¿Te gustan los post it?
Apenas los he usado, pero su utilidad le encontrarán otros

Destrozando al icono de la maldad: Maléfica

CONTIENE SPOILERS. AVISADO QUEDAS
Todos conocemos el cuento de hadas que Disney recreó allá por 1959. En un mundo donde la magia y las hadas existen, Maléfica es el hada más poderosa y a la misma vez la más oscura de todas, causante de que Aurora, la primogénita de los reyes del reino, quedase maldita y que, en su decimosexto cumpleaños, se pincharía el dedo con una rueca y moriría. Pero, de “las tres hadas buenas” que asistieron a la fiesta a concederle unos dones al bebé, una de ellas aún no había podido regalarle un don a causa de la interrupción de Maléfica, por lo que intentó modificar la maldición: en lugar de morir, caería en un profundo sueño interminable, que solo se rompería con un beso de amor verdadero.
Pues bien, esta parte es la única semejanza que encontrarás del cuento en esta película. Y ni eso.
Creo que todos tenemos en un alta estima a la villana más villana de todas, una mujer con más maldad que Cruella de Vil, que Úrsula y que la madrastra de Blancanieves. A fin d…

Sobre el filo de un cuchillo

Hielo y desenlace. El instante se congela, imposible. Inimaginable. Real. Todo el ser puede transformarse en un grito, tan rápido como si fuera a lomos de un cuchillo arrojado al aire.  En aquel instante no se es músculo y sangre , sino únicamente aire apresurándose para formar un grito que podría ser infinito